UN DOCUMENTAL POR LA AMIGA DE ALEX

Por Joan Fuentes Disney

“La música es matemática pura. Surge a través de una idea para crear mundos, galaxias y
formas”. Es de todos y de nadie. Intangible y omnipresente en nuestro imaginario
emocional. En la era digital ha tomado caminos antes inimaginables, cada vez acercándose
más a capturar la complejidad de la experiencia humana.

Nuestro país tiene su propia historia de búsqueda. La música ha sido siempre fundamental en nuestra cultura, cultivando una emotividad intrínseca, pasional. Hoy, la música electrónica representa nuevas experimentaciones y sentires, que no podemos explicar con palabras pero que ya son parte de nuestro ser, sea en una discoteca masiva o
en un pequeño rave escondido entre las calles de la CDMX. En México, Alex Eisenring fue pionero en introducir lo digital en la música. Es uno de los actores de la historia musical reciente a quien le debemos un pedazo de nuestro actual entorno musical. Siguiendo los pasos de toda una nueva generación global de rock progresivo y siendo productor nato, a finales de los setenta comenzó a trabajar con computadoras en el ámbito musical. Se trataba de experimentar con instrumentos existentes y pensar cómo podían congeniar con lo digital. Hoy esto parece fácil, lo damos
por sentado, pero en esa época la mayoría de los músicos o no tenían habilidades técnicas para llevarlo a cabo o eran reticentes al movimiento digital, calificándolo como algo ajeno a la música “verdadera”.

          

A principios de los ochenta, con dinero propio, Eisenring se compró un sintetizador y formó el primer grupo musical totalmente electrónico en México: Syntoma. En vez de pensar, como muchos, que las máquinas habían llegado a sustituir lo existente, Alex veía el potencial de estos nuevos instrumentos con claridad. Hoy en día tenemos claro que las computadoras nos permiten tener completa autonomía para crear y grabar música, lo que ha propiciado una gran ola de creadores independientes en México y a nivel internacional. Aunque Eisenring y su grupo Syntoma no continuaron su carrera musical, marcaron el paso a una nueva era de creación, no simplemente como seguidores de lo que se estaba haciendo en Europa y E.E.U.U. sino como visionarios pasionales de nuevos ritmos sintéticos, nuevas ideas y emociones. En nuestro país hay una cultura musical riquísima. Se están haciendo cosas increíbles desde hace muchos años. Solo hace falta parar un poco la oreja y mirar el talento local, tocarlo, sentirlo y bailarlo. Quizá, en el proceso, aprender a querernos un poquito más, como mexicanos, artistas y creadores.

El corto documental “La Amiga de Alex” estará disponible en el canal de documentales y live-sessions de música local e independiente, Asociación de Síntesis Audiovisual, se estrenó el pasado  19 de julio 2019.

Ya puedes ver el Trailer disponible aquí,

para más información sobre leyendas mexicanas y sus materiales de archivo síguelos en
Instagram y Facebook.

Envíaselo a un amigo